magnify
formats

5 pasos para trabajar el visual merchandising de tu negocio y tener éxito

Publicado en 19 mayo, 2016

El visual merchandising es una parte muy interesante del marketing, dedicada al punto de venta. Intenta encontrar la mejor manera de hacer que un espacio de contacto con el público, sea visualmente atractiva. Para tener éxito, te recomendamos seguir estos 5 pasos:

1. Recuerda: menos es más

A veces, en el punto de venta, queremos destacar demasiadas cosas a la vez. Este deseo ansioso puede jugar una mala pasada, dando una imagen poco reconocible de lo que está ofreciendo o confundiendo a los posibles visitantes. Especialmente cuando se trata del escaparate, conviene tener siempre en mente que “menos es más” e intentar en todo momento de ser coherentes con los valores de marca y la identidad que deseamos transmitir.

2. Estudia el recorrido del cliente

De acuerdo al perfil de tus clientes, puedes crear una estrategia para para guiar el recorrido que estos idealmente seguirán dentro de la tienda. Haciéndolo, podrán ir por donde tú desees, en el orden que dispongas y sobre todo, viendo aquellos que quieres que vean. Crear este recorrido podemos aumentar el ticket medio, la cifra de negocio y el índice de ventas pero ¿cómo lograrlo? Para empezar, observa. Luego, planifica el recorrido estableciendo las zonas frías y calientes de los ambientes. Las frías son aquellas donde se vende menos y por tanto, se debe intentar reforzarlas.

3. Cuida la iluminación

Probadores, pasillos, escaparate, cajas… si la luz no es la adecuada, todo el trabajo puede irse por la borda. En general, te aconsejamos que los productos destacados estén muy bien iluminados y se reconozcan con facilidad. Luego, es positivo testear los escaparates siguiendo algunas reglas como por ejemplo, que no se deslumbre al transeúnte, que la intensidad sea adecuada de forma que no se neutralice con la luz natural de la calle y se cree un reflejo molesto, etc.

4. Ayuda el recorrido con elementos de señalización

Especialmente en grandes superficies o en espacios de tamaño medio, conviene ayudar a los clientes a seguir el recorrido deseado, con señalización. En este sentido, es interesante usar estos elementos no simplemente para ayudar a las personas a saber dónde ir, si no también como una forma de hacerlos sentir cómodos. Recuerda que todos los puntos de comunicación con los clientes son oportunidades que puedes aprovechar para vender más y fidelizar.

5. Encuentra la rotación adecuada

La rotación de los productos en la tienda puede ser baja, media o alta y no existe un modelo perfecto. Es importante que la renovación del stock se traduzca en la recuperación de lo invertido y la compra de más stock. Se debe prestar mucha atención a este punto porque los productos nuevos son los elementos con los que podemos “jugar” para atraer visualmente a los clientes.

 

 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on LinkedIn
© Copyright Educacionline - Todos los derechos reservados - Tel.: 902 10 14 10
CLOSE
CLOSE